24 de Setembro de 2020

Correo | Favoritos  | Imprimir   

“Una agrupación de electores a los trabajadores de Alcoa”, por José Luis Moñita

16-09-19

La ley electoral orgánica del reximen electoral general plantea la posibilidad de que una agrupación de electores se puedan presentar las elecciones. Para eso deben recoger un número determinado de firmas que los avalen. Esta agrupación no puede tener color político ni estar vinculada a ningún partido.
El comité de empresa de Alcoa viene de iniciar nuevamente movilizaciones en defensa de sus intereses y en búsqueda del muchas veces prometido estatuto de electricidad para las empresas electrointensivas. Hasta ahora pasaron por el gobierno central los gobiernos del PP y del Psoe, los cuales prometieron dicho estatuto cuando estaban en la oposición y después lo negaron al estar en el poder.
A pesar de eso los resultados electorales en la mariña siguen siendo similares, obteniendo siempre estos dos partidos los diputados provinciales para gobernar en Madrid.
Tal vez llegó el momento de que los trabajadores de Alcoa, y junto a ellos los mariñanos, busquen realmente medidas eficaces para obtener lo mejor para la mariña lucense. Los miembros del comité al fin y al fin y a la postre están mas o menos ligados a ciertos partidos políticos y no van a cambiar sus miras de cara a unas elecciones.
Tal vez, ante lo que parece ser, una nueva repetición de elecciones lo que deberían de hacer los trabajadores es una agrupación de electores que tenga como finalidad a consecución de dicho estatuto. Debemos recordar que Alcoa es el motor económico de la Mariña y que produce el 30 % del PIB de la provincia lucense, y que por lo tanto sí esta cierra van a llegar tiempos mucho más duros para la marina lucense. En este contexto sería fácil preveer que, sí la gente es medianamente inteligente, dicha agrupación tendría opciones reales de obtener un diputado o dos en la provincia en unas nuevas elecciones generales.
Tal y como está la situación política a nivel estatal, uno o dos diputados pueden ser decisivos y por lo tanto la viabilidad del estatuto eléctrico para las electrointensivas pasaría a ser una realidad.
Sí por un momento imaginamos que a nivel estatal se produce un efecto dominó con esta acción y surgen agrupaciones con la misma finalidad en Asturias, País Vasco, Navarra, Cataluña, etc , la situación cambiaría seriamente.
Pero aunque no se consiguiese el diputado en la provincia, lo cual con cerca de 72.000 personas en la mariña sería un auténtico fracaso, se produciría un efecto alarma en los partidos llamados grandes que pueden ver nuevamente amenazada la su hegemonía, y se pondrían las pilas para aprobar el tan demandado estatuto.
Lo dicho, es tiempo de cambiar las reglas y luchar por el futuro de la Mariña, buscando algo distinto en lugar de volver siempre a lo mismo y con el mismo resultado. El futuro de la Mariña, de nuestras familias y de nuestros vecinos y el suficientemente importante como para no agotar todas las vías posibles.

Jose Luis Moñita Martín

Website Pin Facebook Twitter Myspace Friendfeed Technorati del.icio.us Digg Google StumbleUpon Premium Responsive